Seeking MagazineSeeking Magazine

Español |English

Facebook Facebook | Flickr Flickr | Twitter" Twitter | Rss Entries (RSS)

Entrevista con Ramón Verdugo

Hace poco tiempo se puso en contacto conmigo Ramón Verdugo para presentarme un ensayo fotográfico en el que estaba trabajando, Rastros un proyecto sobre las transformaciones que esta sufriendo actualmente el paisaje rural de nuestro país. Fue así como surgió esta entrevista a Ramón, en la que podemos conocer en profundidad los detalles de este trabajo y las motivaciones que le llevaron a recorrer la península en busca de las últimas ruinas del mundo rural antes de su inminente desaparición.

Seeking Magazine: Rastros es un proyecto sobre la transformación del paisaje rural en España. ¿Cuándo empezaste a trabajar en él y cómo surgió la idea?

Ramón Verdugo: Comencé a trabajar en este proyecto hace dos años. Bueno creo que mis proyectos fotográficos van algo encadenados, es decir, unos son un poco hijos o consecuencia de los anteriores. En el 2007 terminé Ruinópolis, serie centrada en la ruina urbana. Cuando la acabé decidí irme al otro extremo y hacer naturaleza y paisaje en su estado mas puro.

Estuve trabajando en una serie de fotografías en Nueva Zelanda, proyecto que no fui capaz de cerrar, aquella naturaleza tan intacta, en ocasiones sin rastro de presencia humana, me desconcertaba y me hizo pensar en la concepción de paisaje que tenemos aquí en Europa, en el que casi siempre tenemos referencia de escala o presencia humana, aunque sea a través de nuestras construcciones, caminos, etc.… Esto hizo que comenzara a trabajar en una serie (arqueología rural) centrada exclusivamente en la ruina en la naturaleza, y concretamente aquellas ruinas que no se preservan ni catalogan no porque no tengan interés si no porque pertenecen (pertenecían) a clases sociales bajas, y es que hay cierto clasismo en las políticas de conservacionismo o patrimonio, se preservan iglesias, palacios, pero no el chozo del labrador, o la casa de aquellos ganaderos… vestigios de una sociedad rural casi extinta.

Y finalmente la anterior serie me llevó a trabajar en Rastros, que se centra en esa transformación, en aquellos rastros del anterior mundo rural, y en los nuevos de un nuevo paisaje rural mas técnico, mas industrializado.

SM: ¿Cuáles son tus referencias en cuanto a autores en el campo de la fotografía? ¿Qué otras influencias tiene tu trabajo?

RV: De los clásicos Atget, los Becher, me gusta esa distancia y rigidez, de los de casa Casiano Alguacil fue todo un descubrimiento. Me interesa mucho el trabajo de Simon Norfolk, Richard Misrach, Burtinsky. Y fotógrafos de casa actuales, Navia al que a veces le doy la brasa con mis fotos.

Y bueno escritores como John Berger o Julio Llamazares.

SM: Este tipo de proyectos requiere una dosis de trabajo de estudio y búsqueda de localizaciones. ¿Has realizado alguna labor de documentación?

RV: Sí claro, me ha sido de gran ayuda Maximiliano Herren, que desarrolló la web www.pueblosabandonados.com, lo que me ayudó bastante a buscar “puntos calientes” y bibliografía al respecto, sobretodo en la anterior serie, mas centrada en la ruina. También datos censales del I.N.E., textos de ordenación del territorio del Ministerio de Agricultura, y otras amenas lecturas, para buscar aquellos lugares en los que sin estar abandonados se están produciendo esas transformaciones que intento fotografiar.

SM: Hay una sensación de nostalgia que irradia en tus fotografías. ¿Hasta que punto te has sumergido en estos paisajes en ruinas. ¿Has tenido que pasar días o pernoctar en alguna ocasión?

RV: Sí, generalmente cuando voy a estos sitios, paso varios días y duermo en la zona, en ocasiones aprovecho algún viaje de encargo, para localizar y vuelvo al tiempo para conocer el sitio y hacer fotos con mas tiempo.

SM: En Rastros se puede apreciar que hay un abandono en el modo de vida de las poblaciones rurales. En tu camino habrás encontrado muchas ruinas de instalaciones que en otra época explotaban el medio rural, ¿cómo ves este cambio?

RV: Las antiguas explotaciones están siendo sustituidas por otras que atienden a nuevas necesidades, donde antes había explotaciones agrarias, que requerían presencia humana, personas que tenían un fuerte vínculo con la tierra que trabajaban, ahora surgen campos eólicos, fotovoltaicos, centrales, macro granjas, etc. Que en muchas ocasiones ni requieren presencia humana, y mucho menos estos tienen ese vínculo con la tierra en la que trabajan que tenían sus antepasados. Se ha “tecnificado” el mundo rural. Es un hecho, pero tampoco hay que idealizar el pasado, hay que aprender de él y aplicarlo a la actualidad.

SM: En el proyecto no vemos ninguna presencia de personas que habiten o que encuentres en estos lugares. ¿Piensas que es un trabajo centrado estrictamente en el paisaje?

RV: En un principio, Rastros estaba centrado estrictamente en el paisaje, pero poco a poco estoy trabajando con las gentes que me encuentro en estos lugares, y estoy empezando a fotografiarlos en ellos. Pero si es verdad que aún así será una parte reducida del proyecto.

SM: ¿Crees que en un futuro podría producirse algún cambio en este proceso de abandono del estilo de vida rural? O ¿el mundo rural que conocemos está destinado a desaparecer?

RV: Sin duda está destinado a desaparecer, está en mínimos. Se ha ridiculizado, folclorizado, el mundo rural, respondiendo a unas políticas decididas a acabar con el, no interesan sociedades, como antes podía ser la rural, prácticamente autosuficientes, hacen falta sociedades dependientes, individuos que consuman y que ansíen lo que no son capaces de producir por si mismos, aunque no lo necesiten para nada. Así de triste.

SM: ¿Qué poblaciones has recorrido a lo largo del proyecto?

RV: Actualmente estoy trabajando en la comarca de las Merindades en Burgos, pero el proyecto me ha llevado por Guadalajara, Ávila, León, Segovia, Valladolid, Soria, La Rioja, Navarra, Teruel, Cuenca, Toledo…

SM: ¿Tienes pensado hacer un libro o una exposición cuando finalices Rastros? 

Por ahora estoy trabajando en un audiovisual, y muy probablemente acabe en un pequeño libro, me quedé con las ganas de hacerlo con Ruinópolis, espero poder hacerlo con Rastros.



Entrevista realizada por Andrés Medina.
©Fotografías por Ramón Verdugo.

1 Comment

    muy buena la idea Ramón…me gusta tu visión de las cosas.

Leave a Reply