Seeking MagazineSeeking Magazine

Español |English

Facebook Facebook | Flickr Flickr | Twitter" Twitter | Rss Entries (RSS)

Entrevista a Marco Antonio

Conozco el trabajo del fotógrafo Marco Antonio desde sus comienzos, cuando él era un hervidero de ideas, quería hacer fotos de muchos temas que le interesaban, y se involucraba en iniciativas colectivas. Cuando me contó que estaba metido en un proyecto a largo plazo, partiendo de unas ideas sólidas, con la vista puesta en profundizar sobre un tema cercano a él, me di cuenta de que estaba hablando de algo importante. Estábamos ante el germen de Camping, su proyecto personal más ambicioso.

Llevábamos un tiempo hablando sobre el desarrollo de su proyecto Camping, de cómo estaba creciendo la idea primaria hacia algo más complejo, sobre sus posibles ramificaciones y variantes. De estas conversaciones surgió la posibilidad de realizar una entrevista que mostrara los avances de su trabajo, del reto que estaba suponiendo para él enfrentarse a un proyecto denso, con sus pausas y sus momentos de gran intensidad. Entre anotaciones, intercambio de ideas y el visionado de sus fotografías se dio forma a la siguiente entrevista.

Seeking Magazine: ¿Por qué haces fotografías?

Marco Antonio: ¡Vaya! Es una pregunta complicada. Creo que me he tirado mucho tiempo preguntándome esto, pero es algo así como que al principio lo haces porque tienes un hambre voraz por fotografiarlo todo, eres sensible a todo lo que te rodea, todo son estímulos, aquí, allá… todo. Eres feliz. Sólo quieres recoger lo que te gusta, lo que te atrae, preocupaciones cero. Tu cerebro genera placer. Poco a poco esto va desapareciendo. Ya has captado arco iris, te has fotografiado frente a un espejo y otras tantas… poco a poco te vas haciendo preguntas.

Empiezas a controlar esa energía, ya no fotografías tanto. Tu placer ya no es el mismo, va cambiando, se va convirtiendo en pequeños retos y eso te gusta. Descubres que esto de la foto, tan democratizado y accesible a la gente, es más interesante de lo que pensabas. Va más allá del hecho de hacer fotos y almacenarlas. Es un lenguaje y te interesas por todos sus códigos: los libros, las charlas, etc. Empiezo a crecer con todo esto. Soy una esponja y me doy cuenta que estoy aprendiendo a canalizar.

Por esta cantidad de preguntas y retos que están ahí, día a día, hago fotografías.

SM: ¿Qué ha supuesto para ti el proyecto Camping? ¿Cuándo decidiste que centrarías tus energías en él?

MA: Es el primer proyecto fotográfico que hago por lo que no tengo otras referencias para compararlo, así que lo llevaré al plano personal.

Ha supuesto crecer, conocer a gente maravillosa que me ha ayudado con todo esto. Reflexionar sobre cosas que serían impensables antes de embarcarme en este proyecto. Pensar en Camping me ha ayudado a observar a personas y a gente que llevo mucho tiempo viendo y que nunca he prestado demasiada atención. Reflexionar sobre territorio, interacción con él e interacción entre ellos y sobre todo ¿por qué? y ¿para qué?

Soy muy pasional y de extremos, así que estoy centrando todas mis energías en sacar adelante este proyecto. Es cierto que desgasta mucho, y he tardado en darme cuenta que esto no es de un día para otro, así que estoy aprendiendo también a dosificar.

SM: Al plantearte el trabajo en torno a la vida en un camping, ¿investigaste otras referencias como punto de partida?

MA: Fotógrafos americanos como Joel Sternfeld, Stephen Shore y Alec Soth son referencia claras para mí. Pero a medida que iba conociendo nuevos fotógrafos y nuevas visiones se iba enriqueciendo Camping.

SM: ¿Cómo es tu proceso de trabajo previo a realizar la toma fotográfica? Lo que yo llamo el trabajo “sin cámara”.

MA: Te cuento como lo hago ahora porque ha ido cambiando.

El tema que trato, para mí es muy difícil. Al principio se convierte en una lluvia de estímulos. Hay muchas cosas y las ideas no están claras. Sabes que hay algo que te atrae mucho, pero no sabes qué es.

He ido organizándolo en un mapa mental en el que participan todas las personas, cosas y lugares que están entre este proyecto y yo. Todo lo que lo rodea está lleno de preguntas y posibles respuestas.

SM: ¿Cómo te influye el lugar ó los lugares en la toma fotográfica?

MA: Son sitios que conozco desde mi niñez y están llenos de recuerdos. Muchas de las fotos que hago las he visto en fotografías de mis padres, de mis amigos y de la gente que transita por los campings. Otras me recuerdan el tipo de evasión que hemos hecho al irnos a estos sitios en los que no termina de desaparecer la ciudad de la que “huimos”. El transcurrir del tiempo también esta patente e influye en estos lugares.

SM: ¿De qué manera influyen las personas que fotografías en el proyecto en sí?

MA: Muchas de las personas a las que fotografío las conozco, a otras no. Los que están en las fotos y los que no han salido han influenciado todo. Ellos mismos han sacado a relucir temas como: territorio, huir de la ciudad, la vida de los fines de semana e infinidad de conceptos que he ido digiriendo.

SM: ¿Qué importancia tienen las personas más cercanas a ti en el desarrollo del proyecto?

MA: He procurado hacer partícipe a todas las personas que han estado cerca. Cualquier punto de vista es válido para desarrollar ideas.

SM: Al profundizar en tus fotografías, me he dado cuenta de que existen mini series en torno a temas. ¿Por qué estas mini series?

MA: Ha sido y es, puesto que sigue en proceso, una manera de abarcar y ordenar varios temas. El génesis de todo este movimiento, las presiones, el suceder del tiempo y los interiores que podrían hablar de los personajes que están.

SM: ¿Qué fotografías te han marcado? O de otra forma ¿qué fotografías tienen que estar por su propio peso?

MA: Sí, hay imágenes que para mí han sido puntos de partida.

La de las chicas depilándose es una foto a la que me costó encontrarle el por qué. Sabía que tenía algo pero no lo veía. La hice, y más tarde editando y con ayuda, me di cuenta que representa interacción entre personas. Y a partir de ahí, maduré la idea.

La casa en el aire, el hombre con un trozo de césped artificial agachado, las mini series… hay varios pilares en los que me he apoyado.

Como he dicho está en proceso, así que queda trabajo.


SM: ¿Escribes sobre el desarrollo del trabajo?

MA: Sí, lo hice tarde porque pensaba que no era necesario, pero ¡cuánto me ha ayudado!.
Primero en una de esas libretas chulas y más tarde en una hoja grande. Me ha ayudado a ordenar de alguna manera todas estas cosas e ideas.


Entrevista realizada por Andrés Medina.
©Fotografías por Marco Antonio.


Leave a Reply